Hábitos de Salud y Bienestar.

Hábitos de Salud y Bienestar.

Hoy hemos querido cambiar de registro y hemos invitado a Graciella, Nutricionista de profesión, para que nos escriba un artículo en el que nos explica como mantener los 6 hábitos saludables adquiridos en la cuarentena.

Hábitos de salud y bienestar

De pronto la vida nos cambió.

Nuestra rutina se paró y comenzamos a crear una nueva. Menuda oportunidad !.

Todos nos quedamos en casa y empieza a llovernos información por todos lados:

   – Consejos psicológicos

   – Rutinas deportivas

   – Técnicas de relajación y autoconocimiento

   – Recetas sanas.

   – …

Sin duda era momento de replanteamientos y quien más y quien menos hemos trabajado en aquello en lo que flaqueábamos.

Ocupando unos de los primeros puestos estaba el reto de hacer un cambio en nuestra alimentación a una más sana.

 Contábamos con:

   1) Una OPORTUNIDAD para construir nuevos hábitos más conveientes para nuestro bienestar.

   2) Mucha INFORMACIÓN para generar el cambio. (ojo con esto! Buscad siempre información contrastada y de profesionales)

   3) Y TIEEEMMMPOOOOO!!

Y con todos estos ingredientes nos pusimos a trabajar y a ver nuestros progresos, que aumentaban nuestra motivación. Pero estábamos en una burbuja con las condiciones óptimas para hacer el cambio, con todo a nuestro favor y ahora toca salir al exterior, a lo que están llamando la “nueva normalidad”, que no es sino continuar con la vida con las herramientas que disponemos en la actualidad y entre estas nuevas herramientas están las rutinas que hemos adquirido dentro de la burbuja.

Rutinas Saludables!

Hábitos sanos!

Unas rutinas que tenemos que implantar en esta nueva normalidad externa, con más tentaciones y aparentemente menos tiempo para nuestro cuidado y atención que dentro de casa.

Ahora es decisión nuestra seguir avanzando en nuestra vida más provechosa o retroceder a la “antigua normalidad”.

La clave está en encontrar el equilibrio entre la vida en la burbuja con su comida sana, nuestras recetas caseras, tiempo para ir con más calma, nuestras rutinas de ejercicios y la vida fuera con las reuniones que tanto hemos echado de menos con los amigos alrededor de unas tapas, comidas de trabajo, el estrés del dia …

En el EQUILIBRIO está la salud.

Y con el tiempo? Qué hacemos con el tiempo? Por qué ya estamos pensando en que nos va a faltar.

No te dejes engañar. Tu cerebro está diseñado para la supervivencia. Para qué cambiar si ya sobrevivíamos antes con nuestros antiguos hábitos? Bah! No me des faena!. Buscará mil  y una excusas para que no nos reafirmemos en los nuevos hábitos provechosos creados durante la cuarentena y querrá volver a sus rutinas del pasado y si no estamos atentos puede sernos muy fácil recaer porque los cambios que hemos creado aún están en pañales y ahora en un medio diferente al que han sido creados. Pero contamos con una carta a nuestro favor:

YA HEMOS PROBADO Y SENTIDO LOS BENEFICIOS DE LOS CAMBIOS y comer hay que comer igualmente.

  • Primer consejo: La ATENCIÓN, para no desviarnos de las rutinas provechosas que ya hemos establecido y no abandonarnos y dejarnos llevar por el ritmo que nos marca el día.
  • El segundo: La PACIENCIA y el AMOR hacia nosotros cuando nos demos cuenta de que nos estamos saliendo del camino. Volver a él sin culpa ni remordimiento, para evitar frustrarnos y mandar todo el trabajo a la porra.
  • Tercer consejo: La MOTIVACIÓN, recuerda cómo te has sentido al dejar determinados alimentos y sustituirlos por alimentos beneficiosos.

Haz una lista con todos los beneficios que ha experimentado, escribirlos nos ayuda a hacerlos conscientes, tenerlos más presentes  y recordarlos cuando los anteriores hábitos que sabes que no te hacen bien intenten imponerse.

Te empiezo yo la lista…

Me he sentido más ligero, más deshinchado.

Me he sentido con más energía , menos cansado.

Me he sentido más concentrado en mi trabajo, con menos dolor y embotamiento de cabeza.

(…sigue tú…)

  • Cuarto consejo: ORGANIZACIÓN, para esa falta de tiempo que tu cerebro utilizará como excusa.

PLANIFICA TUS MENÚS, con esas recetas tan ricas y sanas que has estado practicando durante la cuarentena. Esta tarea al principio te llevará un poco más de tiempo, pero con la práctica la harás en un plis! y además del tiempo que ganas en el día a día no teniendo que pensar en que comer, te liberarás de esa preocupación de  – “… que hago hoy para comer…” que tanto agota.

Ve a comprar SIN HAMBRE y con la LISTA DE LA COMPRA hecha en casa en base al menú que has preparado. Un menú sano necesita alimentos frescos. Si te comes algún caprichín durante la peli del sábado, que también esté en la lista, una vez en el pasillo de las chuches te van a apetecer todas.

Ten COMIDAS YA COCINADAS. No te puedes hacer una idea de lo que se puede preparar en dos horas, en una cocina a pleno rendimiento y más con el menú ya organizado con anterioridad.

Verduras al vapor
Verduras al vapor

Verduras al vapor listas para sacar de la nevera, templar y aderezar, salsas y caldos caseros, pasta, arroz, quinoa ya cocidas, guisos para congelar en raciones,…

Esto sí que te hará ganar tiempo para seguir disfrutando de tus clases de yoga on line…

Además del plus de no caer en la tentación de la comida rápida tan poco saludable, cuando llegas a casa cansada y con un hambre voraz. Ya lo tendrás pensado y preparado!

Haz yoga y respira
Respira
  • Quinto consejo: ALÉJATE DEL ESTRÉS. Cuando te veas sobrepasado y sólo pienses en lo diferente que es mantener lo aprendido durante tu estancia en la burbuja a hacerlo fuera de ella, para y respira. Vuelve a tu centro, sal de ese pensamiento negativo. Porque recuerda: Ese nuevo hábito ya forma parte de ti! así que si ese día la motivación brilla por su ausencia, tira de hábito y repite lo aprendido.Y si aún así no eres capaz de hacer un reset. OCUPA TU MENTE Y TUS MANOS. Haz esa actividad que hace que el tiempo se te pase volando. Lee ese libro que te tiene enganchada, sal a dar un paseo por el parque …
  • Sexto consejo: FLEXIBILIDAD RESPONSABLE, disfruta de tu vida social y de la comida con amigos y familia, (vuelve a leer: “responsable”). Aunque no sea tan sano para tu organismo, si lo es para tu Yo social y tu Yo emocional, relájate y disfruta del momento.

Graciela – Tu Nutricion Integral

fb.me/Graciela.TuNutricionIntegral

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

17 − 9 =