Menú de Navidad saludable

Menú de Navidad saludable

Galletas de Navidad caseras

Las navidades son días de festejo, para reunirse con la familia y pasarlo bien, y con la excusa de que son fiestas y que podemos permitirnos darnos el capricho de comer lo que queramos, con las comidas de Navidad acabamos en Enero con cinco kilos de más.

Cuando llegan esos kilos que nos sobran, no sabemos cómo controlarlos. Por eso, este artículo os dará ideas para preparar comidas navideñas sanas, y os ayudará a preparar menús saludables , repletos de platos deliciosos y fáciles de preparar, con los cuales vais a sorprender a todos vuestros invitados durante estas fiestas, sin miedo a engordar.

Empezaremos con los entrantes, que han de ser variados y en porciones pequeñas.

Una buena opción, como entrantes fríos, sería servir un mix de tabla de quesos con uvas, frutos secos y mermelada casera, también podríamos servir crudités, como, por ejemplo, pimiento, zanahoria, pepino, etc., y complementarlos con salsas caseras de guacamole o de hummus.

Crudités con salsas caseras
Crudités con salsas caseras

También podemos optar por unas brochetas de ensalada caprese hechas con tomates cherry, burrata o mozzarella y albahaca, o unas tostadas con tomate y aceite de oliva virgen extra.

Como entrantes calientes podemos preparar unas almejas de buena calidad al vino blanco con ajo y perejil, unos mejillones al vapor, champiñones rellenos de gambas, langostinos flambeados al horno o en brocheta con piña, escalivada al horno, o alcachofas al horno con limón.

Luego podemos seguir con el primer plato, que debe ser ligero y fácil de preparar, podemos optar por una crema o sopa de verduras, acompañada de picatostes y especias, y podemos decorar el plato con un estilo navideño, dándole importancia a los colores rojos, verdes y blancos.

Depende de la crema o sopa que vayamos a realizar puede servirse fría o caliente, eso ya depende de vuestra elección, podéis optar por opciones frías, como la sopa de tomate, la vichyssoise, la crema de zanahoria, la crema de pepino y aguacate, etc.

Y entre las opciones calientes tenemos la crema de calabaza o calabacín, la crema de coliflor con setas, la sopa de alcachofa, la crema de setas, la sopa de arroz, y puerro y almejas, como ejemplos.

El segundo plato tiene que ser más contundente, pero eso no quiere decir que deje de ser saludable.

Podemos experimentar con el horno, añadiendo salmón o atún de buena calidad y complementándolo con unas patatas y unas verduritas, como cebolla, zanahoria, pimiento, calabacín, brócoli, etc.

Salmon con verduras al horno
Salmon con verduras al horno

Aunque si hay algún invitado vegetariano o vegano, siempre podemos optar por la opción de unos bocaditos de heura (pollo vegano)  al horno y complementarlos con lo mismo. Siempre dando importancia a los colores navideños a la hora de emplatar.

También podemos hacer uso de las salsas, aunque no escogerlas como primera opción, como por ejemplo elaborar unas carrilleras al vino tinto, un solomillo en salsa de chocolate, ternera en salsa de champiñones, entrecot con salsa de queso azul o de cuatro quesos, lomo en salsa de almendras, pollo en salsa de ostras, entre muchas más opciones a escoger.

Por último, pero no menos importante, el postre.

Para los amantes del chocolate, podemos optar por una mousse de chocolate negro casera decorada con frutos secos, y para los que no les apetezca el chocolate, podemos preparar una mousse o un coulis (salsa con textura de jarabe)  de frutos rojos o tropical y decorar con trozos de fruta fresca.

O simplemente cortar varios tipos de fruta y ponerlos en una copa o un bol, y podemos añadirle frutos secos y chocolate negro rallado para decorar.

Es recomendable que la fruta y los frutos secos siempre estén presentes en el postre, ya que son saludables y están repletos de vitaminas y minerales; y el chocolate negro nos da ese toque dulce que siempre esperamos en un buen postre.

pastel navideño de chocolate con crema pastelera
Pastel de chocolate con crema

Para los reposteros de la casa, podemos hacer unos postres más elaborados, como por ejemplo unos mini cheesecake (pastelitos de queso) con chocolate, un plum cake de banana y cacao, unos rollitos de canela, un hojaldre con frutas frescas, unas trufas, un tiramisú, un brownie con frutos secos y helado o sorbete de vainilla casero, una panacotta con coulis de frutos rojos, una compota de manzana con helado de vainilla y canela, unas rocas de arroz inflado y chocolate, una tarta sacher, etc.,  las recetas son infinitas….

A la hora de su elaboración es importante escoger los mejores ingredientes y los más saludables, aunque se trate de elaborar una tarta de chocolate.

Esta será una buena opción como dulce, también es importante que todo sea casero, todo ha de ser elaborado en casa, así podemos controlar la cantidad de ingredientes que usaremos para nuestra elaboración y podemos optar por mejores opciones a la hora de realizar las recetas.

En ningún momento hemos mencionado la ingesta de dulces navideños, como  turrones,  polvorones, roscos, bombones, mantecados,  mazapanes, ya que estos productos son ultra procesados, y no son muy recomendables para la salud, además de que están repletos de azúcar y su contenido es bastante alto en grasas.

Como dice el dicho, una vez al año no hace daño, pero tampoco hemos de abusar de ellos.

Lo más correcto será reducir su ingesta, y si se pueden consumir dulces de buena calidad, que no tengan muchos ingredientes mejor, porque cuantos menos ingredientes tiene el producto, menos procesado esta.

Esperamos que nuestras recetas navideñas os hayan gustado y que podamos hacer vuestras comidas navideñas más saludables.

¡¡¡¡Os deseamos Felices Fiestas!!!!

Felicitacion Navidad

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

7 + 2 =